Cambia tus pensamientos para recibir la promesa de Dios

Cambia ahora tus pensamientos de limitación, escasez y temor, por otros de abundante bendición que proceden de tu Padre celestial. La voluntad de Dios para ti es la provisión constante, la plenitud en todos los aspectos de tu vida.

Deuteronomio 6:3 dice: “Escucha con atención, pueblo de Israel, y asegúrate de obedecer. Entonces todo te saldrá bien, y tendrás muchos hijos en la tierra donde fluyen la leche y la miel, tal como el Señor, Dios de tus antepasados, te lo prometió”.

Si quieres experimentar todas las bendiciones que Dios tiene para ti, debes ante todo, aceptar, sin la menor duda, que el destino del Señor es de bienestar y abundancia, es una vida próspera en todas las cosas. Enfocarnos en la palabra de Dios para obedecerla, siempre nos llevará a esta tierra de abundancia, donde fluye leche y miel, lo que significa: tener un flujo constante de provisión.

Previo a la tierra prometida, está el desierto, que es un tiempo donde se nos prueba la fidelidad del corazón, donde ponemos en marcha la fe y nuestro corazón se enfoca en Dios, preparándonos adecuadamente para obtener las bendiciones, sin que éstas nos afecten negativamente. No dejes que pensamientos de limitación, deuda, miseria y escasez gobiernen tu vida.

Piensa correctamente, piensa de acuerdo al plan de Dios. Saldrás de la escasez a la abundancia, del dolor a la sanidad, de la angustia a la alegría, de la soledad a la buena compañía. Dios no te ha olvidado, Él se encarga de ti, pero necesita que pienses, aceptes, creas, hables y recibas la plenitud y abundancia total para tu vida ahora y siempre.

Hagamos juntos esta oración:

“Padre hoy recibo esta palabra de abundancia y provisión para pagar toda deuda, para invertir en mis sueños, y ser de bendición para otros. Recibo la tierra prometida en la que fluye leche y miel, donde la provisión nunca se detiene, lo creo y declaro en el nombre de Jesús. Amén”

Anterior articulo:

Hijo, No Temas; Alégrate, Porque el Señor Hará Grandes Cosas

Siguiente articulo:

Los que confían en el Señor están seguros como el monte Sión

También te puede interesar...

  1. Hernamo Esteban, que Nuestro Padre Celestial bendiga grandemente su ministerio y lo siga usando para bendicion de otros como es para mi, muchas gracias. Bendiciones.

  2. Que DIOS lo bendiga grandemente Hno Correa a usted, su familia y ministerio, gracias por sus hermosas ensenanzas, que nos alientan y enseñan. Bendiciones

Publica un nuevo comentario