Devocional del Salmo 90 con Oración y Explicación

Versículo 1 y 2

Este salmo, fue escrito por Moisés en una edad avanzada, con la sabiduría que da la experiencia y los años. Moisés fue una de las figuras y autoridades espirituales más destacadas del antiguo testamento, usado para traer la ley de Dios al mundo.

En el relato de Exodo 34:29:34 vemos que estuvo 40 días y 40 noches en el monte Sinaì recibiendo revelación de Dios, y su comunión con el Señor fue tal, que al bajar del monte su rostro resplandecía por la gloria de Dios. Así que desde toda su experiencia, Moisés comienza diciendo que Dios es nuestro refugio de generación en generación, no hay lugar más seguro y reconfortante para nosotros que estár bajo la cobertura y poderosa presencia de Dios.

Jesús al volver al Padre dijo que no nos dejaría solos, sino que enviaría a otro Consolador, al Espíritu Santo para que esté con nosotros siempre. Nuestra meta diaria es poner al Señor como nuestro refugio para todos los asuntos de nuestra vida.

La paz y la protección vienen de Dios, la satisfacción es estar en amistad con Él y Moisés tenía muy claro esto por haber experimentado la gloria de Dios como pocos.

En el verso dos hace una declaración, de que aun antes de haber formado las montañas, la tierra y el mundo, desde el siglo y hasta el siglo tú eres Dios eterno. Esta declaración partía de una persona que sabía perfectamente quién era Dios, la importancia de buscarlo y conocerlo es la revelación que nos da Moisés en esta introducción.

Versículo 3

Dios llama al arrepentimiento a todos los hombres, no quiere el juicio ni condenar a las personas, pero ha dispuesto una forma que es por medio de conocer a Jesús que salimos de toda condenación.Pero aquellos que permanecen en sus pecados y no viven la vida de acuerdo a la palabra de Dios, están demostrando que no quieren abandonar sus pecados, lo que tiene desagradables consecuencias.

Versículo 4 al 6

Moisés reflexiona sobre la diferencia entre nuestra vida y la eternidad, nos da un panorama de la eternidad con la idea de que para Dios un día es como mil años, y mil años como un día.

Así como nosotros vemos una flor que nace y dura unos días o tal vez algunas horas, o una hierba que sale en la mañana, pero a la tarde ya es marchitada por el fuerte sol, así entendemos cómo Dios ve las vida del ser humano.

Por eso nuestra sabiduría está en aferrarnos a Él, que es el todopoderoso. Como dice en Juan 2:17

“Y el mundo pasa, y sus deseos; pero el que hace la voluntad de Dios permanece para siempre”.

Esto significa permanecer en el reino de los cielos para siempre, en habitar con Cristo, que es nuestra vida misma, la vida eterna que recibimos ahora, pero que permanece para la eternidad.

Versículo del 7 al 11

Antes de analizar este punto cabe destacar que la gracia de Dios está siempre disponible para todos, y no importa el pecado que los hombres hayan cometido, si vienen a Cristo, son recibidos, son renovados, restaurados y salvados de la ira venidera. El llamado y deseo de Dios es que todos vengan al arrepentimiento para tener salvación como dice en 1 de Timoteo 2:4-6 que el Señor es: “Quien quiere que todos los hombres sean salvos y que lleguen al conocimiento de la verdad. Porque hay un solo Dios y un solo mediador entre Dios y los hombres, Jesucristo hombre, quien se dio a sí mismo en rescate por todos, de lo cual se dio testimonio a su debido tiempo.”.

El sacrificio de Jesús es por todos y para toda la humanidad. Pero aun así hay personas que rechazan al Señor y la salvación, no desean acercarse a Dios y practican el pecado.

En Efesios 2:3 hablando sobre la vieja vida de rebeldía dice:

“En ese tiempo también todos nosotros vivíamos como ellos, impulsados por nuestros deseos pecaminosos, siguiendo nuestra propia voluntad y nuestros propósitos. Como los demás, éramos por naturaleza objeto de la ira de Dios”.

No hay pecado que pueda ocultarse de Dios, siempre es bueno ir con arrepentimiento de corazón al Señor para ser restaurados. Pero los hombres incrédulos permanecen sin su bendición.

Versículo 12

En este versículo Moisés hace una oración que suplica: “Enséñanos de tal modo a contar nuestros días, que traigamos al corazón sabiduría”. En la versión TLA dice: “Enséñanos a pensar cómo vivir para que nuestra mente se llene de sabiduría”. El deseo de Dios es dar sabiduría a sus hijos, él no está reteniendola ni se la niega a nadie, si nosotros queremos tener una vida sabia, debemos pedir a Dios sabiduría, él está dispuesto a darnos la sabiduría necesaria en abundancia y sin reproche, aprendamos a pedir sabiduría para todas las cosas, para ser buenos padres, buenos esposos, para servir en la iglesia, para ser ejemplares en nuestro empleo o para llevar adelante emprendimientos y proyectos de todo tipo.

Necesitamos sabiduría de Dios para vivir la vida de forma útil, correcta y en bendición, muchas personas por no interesarles la sabiduría de Dios, se dejan llevar por impulsos, malos deseos y toda clase de males, pero cuando tenemos la luz y la verdad de Dios, es una lámpara que guía nuestro camino.

“Si necesitan sabiduría, pídansela a nuestro generoso Dios, y él se la dará; no los reprenderá por pedirla”. Santiago 1:5

La sabiduría de Dios trae claridad y paz a tu vida, te libera de toda trampa del enemigo y te enseña lo que necesitas para no cometer torpezas.

El principio de la sabiduría es tener temor de Dios, por que su ira se desata contra toda impiedad e injusticia de los hombres.

En Romanos 1:28 dice: “Pero Dios muestra su ira desde el cielo contra todos los que son pecadores y perversos, que detienen la verdad con su perversión”.

Por eso, querido amigo, alinearnos al Señor es nuestra paz y nuestro gozo, darle la bienvenida al Espíritu Santo y procurar no apagarlo ni contristarlo con malas obras, es lo que nos ayudará a vivir de acuerdo al poder y la sabiduría de lo alto.

Proverbios 19:23 dice: “El temor del SEÑOR es para vida; el hombre vivirá satisfecho con él y no será visitado por el mal.



Versículo 13 y 14

Moisés conocía el corazón de Dios, por eso pedía misericordia por su Pueblo, por los pecados y por la rebeldía, ya que en el Señor siempre encontraremos compasión.

La misericordia, Dios la mostró en Cristo, el sacrificio de la cruz es el acto de misericordia para toda la humanidad y nosotros tenemos acceso, aun habiendo pecado luego de conocer la verdad, si venimos al Señor y le pedimos su gracia, Él nos saciará para que estemos plenos y felices.

Las mañanas son un momento de nuevas oportunidades para seguir avanzando y creciendo en todo aspecto de nuestra vida. Es recomendable comenzar el dia pidiendo la guía y misericordia de Dios. Si aprendemos a disfrutar la misericordia de Dios, cantaremos de alegría.

Versículo 15 y 16

Moisés pide que el Señor compense los días de aflicción. El corazón de Dios es tan compasivo y misericordioso, que si nos volvemos a implorar su ayuda y perdón, no solo nos restaura el alma, sino que además nos compensará por las cosas que nos han afligido con bendiciones que serán aún más grandes.

Si has vivido males en el pasado, el Señor, te compensará con bienes y gozo por cada día de aflicción. El es justo y siempre recompensa a quienes lo buscan, y da un gran galardón a quienes le sirven con todo el corazón.

Versículo 17

El Señor bendecirá la obra de tus manos en todo sentido, tus tareas diarias hechas con honestidad y fe, serán bendecidas.

Es una buena oración, pedir a Dios que bendiga nuestro trabajo, al hacerlo, estamos incluyendo su presencia en todo lo que hacemos, y aquellos que se dedican a servir en la iglesia, y comparten la palabra de Dios, tendrán la obra de sus manos bendecida.

Ahora hagamos juntos una oración basada en el salmo 90



“Padre Celestial gracias por ser nuestro refugio en todas las generaciones, gracias por habernos escogido y ser parte de tu pueblo”

“Enseñame a ver tu grandeza y poder eterno, recuerdame que necesito tener mi vida en tus manos y serte fiel para vivir en este tiempo bajo tu inmensa protección”

“Perdona todos mis pecados, límpiame y restaurame, fortaléceme para ser mas que vencedor para vivir una vida de libertad y santidad”

“Enséñame a vivir cada día con tu conocimiento para que no tome malas decisiones, lléname ahora de tu sabiduría para cada área de mi vida en el nombre de Jesús”

“¡Permíteme comenzar el día lleno de tu amor, para que toda la vida cante lleno de alegría!”

“Danos mucha más alegría y bendición que los tiempos que hemos pasado de tristeza y aflicción. Compensa esos días de padecimiento con muchos más días estando alegres y prósperos en tu presencia”

“Rompo en el nombre de Jesús toda maldición y perdoname con la sangre de Cristo de toda iniquidad, soy un ciudadano de tu reino, bendecido en todas las áreas de mi vida”

“Bendice mis manos y toda obra que realice para que sea prosperada y de mucho fruto, dame tus fuerzas para trabajar conforme a tu voluntad y as pueda llevar adelante todo lo que pongas en mi corazón”

“Pido, proclamo y recibo todo esto en el poderoso nombre de Jesús. AMén”

Anterior articulo:

Devocional: Tú No Eres Un Problema

Siguiente articulo:

!Es el deseo de Dios que tu triunfes!

También te puede interesar...

  1. Gracias por las enseñanzas biblicas, la predica de este salmo me quebranto en Espíritu, el Señor me ha hablado por medio de este devocional. Que Díos siga bendiciendo su vida.

  2. TREMENDO MENSAJE SOBRENATURAL EDIFICANTE SOBRE LA OMNIPRESENCIA Y OMNIPRESENCIA DEL TODO PODEROSO Y AMOR DE DIOS NO SOLAMENTE ME EDIFICO SINO QUE TRANSFORMO MI CORAZON HUMANO EN UN CORAZON ESPIRITUAL . NO HAY NADIE COMO TU SEÑOR . LLENO DE BONDAD. AMOR AGAPE ETC

  3. Asi sea, que la misericordia de DIOS alcance todos los corazones afligidos,en especial a quienes ofenden al ESPIRITU SANTO.Bendiciones para todos los seres humanos y al Amor Universal por siempre.

Publica un nuevo comentario