Orar la palabra, es la clave de tu victoria

La manifestación del poder del Señor se activa cuando su palabra está continuamente en nuestros labios. Hablar y orar la palabra incrementa la fe, nos da luz, libertad y tiene autoridad contra todo mal.

Josué 1:8 dice: “Procura que nunca se aparte de tus labios este libro de la ley. Medita en él de día y de noche, para que actúes de acuerdo con todo lo que está escrito en él. Así harás que prospere tu camino, y todo te saldrá bien”.

Escuchando nuestras palabras conocemos el estado de nuestra fe. Si nunca repites algún texto de la biblia o no tomas en cuenta la palabra de Dios, puede que tu vida espiritual se esté apagando.

Nuestros labios deben pronunciar la palabra de Dios para proclamar lo que creemos, para que nuestros oídos escuchen, y para que se manifieste la promesa escrita. Los textos bíblicos tienen diferentes tipos de revelaciones aplicables para cada situación.

Nuestra oración debe estar basada en una promesa bíblica, tiene que ser hecha con la revelación de los textos que leemos. Cuando pronunciamos una declaración de fe, o una petición, de acuerdo a lo que nos revela la escritura, desatamos el poder que contiene esa palabra. Debemos recitar los versículos para que se hagan parte de nosotros; memorizarlos, orarlos y aplicarlos en obediencia. Ésta es la base de la victoria, para que todo lo que emprendamos nos salga bien.

Oremos así:

“Padre Celestial, tu palabra es mi verdad y realidad. Recibo tu vida plena y abundante. Tu palabra es mi vida y bendición. Me aferro a tus promesas. Las espero, las proclamo y las recibo en el nombre de Jesús. Amén”

Anterior articulo:

Dando de tus Frutos al Señor, Ensanchas Tu Cosecha

Siguiente articulo:

AKIRO, NUEVO LIBRO de Esteban Correa

También te puede interesar...

  1. Hay muchas personas que buscan al Señor con intereses de sus propios beneficios
    porque en el fondo siguen siendo igual, no cambian su vida,
    llevando una vida pecaminosa.
    No lo tienen a Jesús en sus corazones en verdad.Son falsos
    cristianos , que no respetan a sus disipuladores , se dedican a las borracheras y no se pierden
    Fiestas .No cumplen los mandamientos.En mi casa mi nuera es lider de una celula y tiene una dicipula que no se pierde carnaval, vive pendiente de quien le envite a una fiesta, y
    ella es una piedra de tropieso para mi hermana y la contamina
    y la hace tomar bebida.
    En este caso como debemos actuar diciendole de frente que ella no es digna de entrar a la celula o Orar por ella.

  2. La Gracia de su plenitud alcance a cada corazon con la ternura que El altisimo tiene hacia todo aquel que le busca a continuo Bendiciones hermandad.

  3. Dios Bendiga este hermoso Ministerio què por tantos años ha bendecido nuestras vidas,
    me Bendice porquè està basado en La Palabra de Dios , Ella nos ha dado vida , Porquè es Vida .
    Muchas Gracias ,Dios Continùe ,Bendiciendoles ,y La Gracia de Dios Sobreabunde en Todos
    Ustedes ….

  4. me aferro a sus promesas, la proclamo y la creo, las hago de mi propiedad, palabras divina de parte de nuestro redentor, el que vive por los siglos de los siglos. la tierra y el cielo pasara pero su palabra es para la eternidad amen bendiciones para ti y familia

Publica un nuevo comentario