VISION Y SABIDURIA DE DIOS

Muchos de los problemas que podamos enfrentar se pueden vencer con sabiduría y revelación de Dios.

La falta de resultados en áreas como las finanzas, mantener una buena salud, la familia, el matrimonio,

el servicio a Dios y una infinita cantidad de problemas cotidianos, se pueden resolver recibiendo y expandiendo
el entendimiento y los conocimientos.

En Proverbios 3:13-16 podemos leer lo siguiente:

“Alegre es el que encuentra sabiduría, el que adquiere entendimiento. Pues la sabiduría da más ganancia que
la plata y su paga es mejor que el oro.

La sabiduría es más preciosa que los rubíes; nada de lo que desees puede compararse con ella. Con la mano
derecha, te ofrece una larga vida; con la izquierda, riquezas y honor”.

Una persona podría recibir mucha riqueza material, pero si no tiene la sabiduría necesaria, puede perderlo
todo, su dinero, su paz y su familia.

Necesitamos pedir y buscar sabiduría de Dios para todas las cosas, necesitamos aprender, inspirarnos, estudiar e
invertir en nuestros conocimientos.

Hoy tenemos la posibilidad por medio de las nuevas tecnologías, de acceder, como nunca antes, a todo tipo de conocimientos.

Algunos piensan que necesitan más dinero, pero en verdad necesitan más sabiduría y temor de Dios; lo que les traerá
no solo prosperidad, sino también paz y tranquilidad.

Dios es capaz de ayudarnos a encontrar la sabiduría y los conocimientos que necesitamos, pero nosotros debemos
estar abiertos a buscarla y recibirla.

Pidamos a Dios discernimiento para hallar y recibir lo que estamos necesitando en esta etapa de nuestra vida.

El Espíritu Santo es nuestro mayor maestro y mentor.  Si nos disponemos a crecer, a ampliar nuestra visión de
la vida y alcanzar nuevas y mayores cosas, el Señor se encargará de prepararnos, guiarnos y ayudarnos
a desarrollar nuestras habilidades y el conocimiento que necesitemos.

Es un error confiarnos que sabemos mucho, que no necesitamos saber más y que no necesitamos mayor sabiduría.

Tu matrimonio, tus hijos, tu negocio o empleo, tu carrera, tus metas o tus relaciones sociales, todo necesita estar regado

de conocimiento, entendimiento, información y sabiduría de lo alto para vivirlo en plena bendición.

Muchas cosas pueden cambiar en tu vida si decides adquirir más sabiduría y conocimientos,

estos traerán felicidad y prosperidad en tu vida, eso nos dice la biblia y es lo que debemos procurar cada día.

HAGAMOS JUNTOS ESTA ORACIÓN:

“Padre Celestial, me arrepiento de no haber buscado tu sabiduría o haber creído que no necesitaba saber más”.

“Te busco Señor, para que me des sabiduría en lo que estoy necesitando en este día y en esta etapa de mi vida, recibo tu revelación y tusconocimientos ahora en el nombre de Jesús”

“Prepárame Dios, en todo lo que necesito para llevar adelante tu plan para mi. Desata en mi interior los dones y talentos que me has dado”

“Guíame Dios por tu precioso Espíritu Santo, a todo conocimiento, información y sabiduría para tener éxito
en todo lo que haga”

“Padre te pido que me des el conocimiento para producir resultados exitosos, prosperidad abundante y para saber
administrar todo lo que recibo de ti”

“Dame hambre y sed por ser cada vez más excelente en humildad y obediencia a tu palabra, en todo oficio, profesión,
proyecto, ministerio y empresa en la que tu me pongas”

“Expande mi visión ahora, dame un panorama más amplio y grande de todo lo que quieres hacer conmigo conforme
a tu voluntad”

Creo, recibo y pido todo esto en el nombre de Jesús. Amén”

Anterior articulo:

Oración con Devocional Para Tener Comunión con el Espíritu Santo

Siguiente articulo:

Poderosa oración para hallar quietud y reposo espiritual

También te puede interesar...

  1. Me entristece cuando escucho hablar de prosperidad, mejoras en la finanzas, etc. y no buscamos primero la obediencia y la fe.
    Apo 14:12 Aquí está la paciencia de los santos, los que guardan los mandamientos de Dios y la fe de Jesús.
    Mat 7:21 No todo el que me dice: Señor, Señor, entrará en el reino de los cielos, sino el que hace la voluntad de mi Padre que está en los cielos. 22 Muchos me dirán en aquel día: Señor, Señor, ¿no profetizamos en tu nombre, y en tu nombre echamos fuera demonios, y en tu nombre hicimos muchos milagros? 23 Y entonces les declararé: Nunca os conocí; apartaos de mí, hacedores de maldad.

    Creo que hay que predicar menos la prosperidad, y más el arrepentimiento y obediencia, ya que no seremos juzgados por lo que poseamos, sino por la obediencia a Jehová.
    Mat 19:16 Entonces vino uno y le dijo: Maestro bueno, ¿qué bien haré para tener la vida eterna? 17 El le dijo: ¿Por qué me llamas bueno? Ninguno hay bueno sino uno: Dios. Mas si quieres entrar en la vida, guarda los mandamientos.18 Le dijo: ¿Cuáles? Y Jesús dijo: No matarás. No adulterarás. No hurtarás. No dirás falso testimonio.19 Honra a tu padre y a tu madre; y, Amarás a tu prójimo como a ti mismo.
    La salvación viene por la fe en Jesús, pero la santificación viene por obedecer la ley de Dios por amor a Él. Ricas Bendiciones.

Publica un nuevo comentario