Dios Cierra Tu Pasado y Prepara Tu Futuro

Dios te perdona de todo pecado, si te has arrepentido de la desobediencia, has sido perdonado por la sangre de Cristo. No necesitas recordarlo más, ni tener ningún remordimiento. Acepta y recibe el perdón de Dios, porque su gracia está sobre ti ahora.

En Miqueas 7:19 de la traducción biblia de las américas, dice: “Volverá a compadecerse de nosotros, hollará nuestras iniquidades. Sí, arrojarás a las profundidades del mar todos nuestros pecados”.

Es probable que muchas veces sintamos culpa por habernos equivocado, pero esto es propio de nuestra naturaleza, lo importante es que decidamos dejar toda práctica de pecado. La sangre de Jesús fue derramada para limpiarnos por completo la culpa y efecto del pecado. Nuestra rebeldía fue clavada en la cruz junto con Jesús. Si sientes debilidad, pide ayuda al Espíritu Santo para vencerla. Nunca dejes que la culpa habite en tu corazón. Porque la biblia nos dice que nuestros pecados han quedado olvidados para siempre por la sangre de Jesús.

Repitamos juntos esta oración:

“Padre recibo hoy tu gracia y perdón, me arrepiento de todo pecado cometido en cuerpo, alma y espíritu. Límpiame con la preciosa sangre de Cristo. Me declaro libre de toda culpa y de todo efecto del pecado. Decido seguirte, acompañado y fortalecido por el Espíritu Santo. ¡Amén!”

Anterior articulo:

Oraciones por sanidad y un milagro de Dios

Siguiente articulo:

Tu vida está cubierta bajo la mano de Dios

También te puede interesar...