Mente descontrolada

Bendecimos hoy tu mente para que tus pensamientos sean de paz, de bien y de fe. Le ordenamos en el nombre de Jesús a todo pensamiento trágico que sea quitado ahora. Atamos los pensamientos negativos y desatamos infinitos pensamientos de bien. Amén.

La biblia dice: “Así que sométanse a Dios. Resistan al diablo, y él huirá de ustedes”. En la mente pueden librarse muchas batallas acerca de que pensar. Pero tenemos la autoridad para ganarlas y tomar el control sobre todo lo que pensamos. Muchas personas pasan por innumerables luchas mentales y viven con pensamientos descontrolados porque no tienen la luz suficiente para darse cuenta que se dejaron arrastrar y gobernar por algo que debería estar bajo su total dominio. Dios nos entregó el control de nuestra mente y nos dió el don del dominio propio. Debemos ejercitar y fortalecer la mente cada día hasta tomar el absoluto control de la batalla y vencer. Una vez que la mente se llena de la presencia de Dios y utilizamos el dominio tendremos la absoluta calma que estamos buscando. Cuando ejercemos resistencia a los pensamientos diabólicos, la biblia nos promete que ésta huirá de nosotros. Por eso es imperante llenar y ejercitar nuestra mente con la palabra de Dios, resistiendo y reemplazando cada día cualquier tipo de pensamiento negativo, trágico y confuso.

Hagamos esta oración: “Padre, en este día te entregamos todos nuestros pensamientos en tus manos y te pedimos que nos fortalezcas para resistir los dardos de fuego del enemigo. Declaramos que nuestra mente estará siempre llena de tu vida, fe y paz en el nombre de Jesús. Amén.

Anterior articulo:

Diez veces mejores

Siguiente articulo:

Llenando el vacio interior

También te puede interesar...